NUESTROS CÓMPLICES:

viernes, 13 de septiembre de 2019

UN SUPERGRUPO LLAMADO THE HIGHWOMEN


Cuando Amanda Shires terminó de grabar su último trabajo con el productor Dave Cobb se le ocurrió la idea de formar un Supergrupo de Mujeres del Country al estilo del legendario Supergrupo masculino The Highwaymen (Johnny Cash, Waylon Jennings, Kris Kristofferson y Willy Nelson), cuando le comentó esta idea a Dave Cobb, este se sumó al proyecto como productor y le recomendó que se pusiese en contacto con Brandi Carlile. El resto, es historia; THE HIGHWOMEN se completó con la ascendente Maren Morris y con Natalie Hemby que quizás sea la menos conocida de las cuatro a pesar de tener un excelente currículum como compositora de canciones para otras estrellas del country. 
Y si no era suficiente la presencia de estas cuatro grandes, en el apartado de colaboraciones nos encontramos a Yola Carter -simplemente increible, de lo mejor del álbum- y a Sheryl Crow. El resultado es un excelente disco con un contenido del Siglo XXI que se diferencia de los discos Country de otras épocas en que las mujeres tienen la voz y la palabra. Formalmente, Dave Cobb que es un productor con tendencia al rupturismo y de vocación renovadora del Country, ha preferido seguir los esquemas del Country Clásico que han marcado los autores de las canciones. Ni que decir tiene que el movimiento feminista #MeToo está muy presente en este trabajo. En la composición de casi todas las canciones participan las cuatro artistas pero también cuentan con co-autores de lujo como Ray Lamontagne, Jason Isbell, Dan Layus, Miranda Lambert o los gemelos Hasenroth.




En cuanto a la crítica, la media obtenida es un injusto 79 sobre 100 resultante de once reseñas: Variety (95); Paste (89); Cos (83); Exclaim, AllMusic y Rolling Stone (80); PopMatters, Slant, American Songwriter y HipHop DX (70) y The Guardian (60).
Una virtud que tiene este trabajo que puede que haya jugado en su contra es la profesionalidad y las personalidades tan marcadas y dispares de las cuatro artistas, que no son cuatro amigas que se reunen para hacer un disco porque les apetece trabajar juntas, como hemos visto en otras ocasiones en otros discos de colaboraciones que transmitían exactamente eso. Se nos ocurre See You Around (2018) de I'm With Her. Y aunque existe química entre las cuatro, no suenan como si hubieran sido un Supergrupo toda la vida como les ocurría a I'm With Her. Y parece que el hecho de que cuatro mujeres se hayan unido (puntualmente) para contar historias (necesarias) de su tiempo y en un estilo un tanto conservador y dominado por hombres como es el Country marca cierta distancia en según que públicos y según que críticos. Hoy por hoy, un disco como The Highwomen es una auténtica proeza y no se merece menos de un 95 sobre 100. Coincidimos con Variety, esta vez y confirmamos a The Guardian como el gran azote de la música contemporánea.




VALORACIÓN EXQUISITECES: 95

MEDIA DE LA CRÍTICA: 79

lunes, 9 de septiembre de 2019

MUNA SALVAN EL MUNDO CON SU MÚSICA.


Cuando MUNA irrumpió hace dos años con su álbum About U (2017) nosotros apostamos muy fuerte por ellas y teníamos muy claro que se trataba de uno de los mejores álbumes del 2017 a pesar de que casi éramos unos privilegiados por descubrirlas porque estaban pasando de puntillas por la escena musical. Sólamente dos medios importantes escribieron una reseña sobre aquel disco y solo uno de ellos, además de nosotros, consideró también que era uno de los mejores discos de su año de producción.




Dos años después han vuelto con SAVE THE WORLD y han captado muchísima más atención que con su álbum debut. A todo lo que escribimos entonces cuando hablamos de estilos y principios de la banda, habría que decir que casi todo se mantiene o incluso mejora. Solo que dijimos que a pesar de ser una banda etiquetada como Synthpop o Electropop no considerábamos que lo fueran al 100%, SAVE THE WORLD tampoco llega a ese 100% pero consideramos que es bastante más electropop que About U (2017). Aunque también saben jugar con las guitarras además de con los elementos electrónicos. Y el resultado es otra colección de buenas canciones con estética y principios queer que rememoran la música New Wave de los 80 adaptada y mejorada a los nuevos tiempos.
La crítica esta vez no las ha dejado escapar e incluso hay medios que le han otorgado el 100 sobre 100. Está claro que no tenían ni repajolera idea de la existencia del álbum anterior y siguen sin tenerla. Porque la diferencia entre About U (2017) y SAVE THE WORLD está en la producción. Ahora cuentan con más medios que su modesto álbum debut y para ser justos, han sabido aprovechar esos medios mucho mejor de lo que otros suelen hacer cuando se enfrentan al segundo álbum. Pero todo el origen del universo MUNA no empezó aquí. Empezó en su álbum debut. 



Esto es lo que ha dicho la crítica: The Independent y Dork (100); Clash (90); DIY, Q Magazine, NME y Rolling Stone (80); Pitchfork (77); Northern Transmissions (65) y AllMusic (60) que se traduce en una media de 82 sobre 100. Para nosotros SAVE THE WORLD es un excelente segundo trabajo, MUNA vuelve a darnos un buen puñado de canciones que funcionan como un reloj suizo. No nos atrevemos a decir tampoco que nos gusta más About U (2017) porque sabemos que en tres veces más que escuchemos este disco nos vamos a aprender las canciones como ocurrió con el anterior. De primera impresión sí que nos gustó más el anterior, pero las primeras impresiones muchas veces se caen. Para nosotros es un clarísimo 90 sobre 100 y la sensación de que ya son un poquito menos nuestras que hace dos años.



VALORACIÓN EXQUISITECES: 90

MEDIA DE LA CRÍTICA: 82

jueves, 5 de septiembre de 2019

LANA DEL REY TRIUNFA CON SU NUEVO TRABAJO.


 
Nunca hemos ocultado que tenemos una pequeña relación de amor-odio con LANA DEL REY y para colmo de males, este que os escribe sufrió una urgencia médica muy desagradable mientras escuchaba NORMAN FUCKING ROCKWELL! por primera vez y había decidido no escribir esta reseña. Porque semejante coincidencia y su trauma correspondiente podían ir en contra del disco. Luego lo pensé mejor y decidí ser objetivo y profesional y pasar por alto ese episodio. Porque creo que muy pocas veces voy a tener la oportunidad de escribir algo bueno sobre LANA DEL REY y con NORMAN FUCKING ROCKWELL! creemos que es la ocasión perfecta para hacerlo. 
Aunque tampoco flipéis, esa urgencia médica no fue por un golpe en la cabeza. Por lo que sigo pensando que LANA DEL REY está muy sobrevalorada.
Lo mejor de NORMAN FUKING ROCKWELL! tiene nombre propio: Jack Antonoff -Bleachers, Fun. y como productor, es el responsable de Melodrama (2017) de Lorde- que  presuntamente produce y co-escribe todas las canciones del disco a cuatro manos con Lana Del Rey. Y decimos "presuntamente" porque sospechamos que todo el trabajo lo ha hecho Antonoff. ¿Sabíais que muchas estrellas del pop solo por dar indicaciones a grandes autores como Jack Antonoff sobre el tipo de canciones que quieren para sus discos y no hacer nada más, ya se acreditan como co-autores de las canciones? 



NORMAN FUCKING ROCKWELL! es el mejor álbum de la carrera de LANA DEL REY o por lo menos, es su álbum mejor valorado por la crítica desde Honeymoon (2017) que obtuvo la media más alta de todos sus discos editados hasta la fecha con un 78 sobre 100 que NORMAN FUCKING ROCKWELL! ha pulverizado con un 88 sobre 100 que se reparte así: Now y NME (100); Pitchfork (94); PopMatters, Variety, DIY, AllMusic y Rolling Stone (90); Paste (82); The Observer, Clash, Los Angeles Times, Slant y The Independent (80); Entertainment AV Club y The Line Of Best Fit (75); The Telegraph y The Guardian (60).
Nosotros hemos notado un renovado esfuerzo por parte de Lana del Rey de complacer al fan y darle un buen puñado de bonitas canciones y esta vez además lo consigue, no se queda a medio camino como con su trabajo anterior. Creo que este es el disco de Lana del Rey que puede gustar a todos los públicos, hasta a los mismísimos haters de Lana del Rey. Pero no nos volvamos locos, no es ni de lejos un 100 sobre 100 como proponen Now y NME y por supuesto que tampoco es un 60 sobre 100 como dicen los de The Telegraph y The Guardian.
Nosotros le habríamos dado un 90 sobre 100 si no existiera un corte titulado Doin' Time que insulta nuestra inteligencia y nos irrita bastante, ya que juega con Summertime en el estribillo. Y bueno... Puede que los Millennials y los Z que son los que tienen a Lana del Rey en un pedestal no conozcan el clásico de Ella Fiztgerald, pero nosotros sí. Y esto es como miccionar sobre él. Además de que estamos muy hartos de canciones "frankenstein" o refritos disfrazados de falsos homenajes que bordean el plagio. A partir de ahora cada disco que presente uno de estos refritos, 20 puntos menos.
Otra de las cosas que ha llamado la atención de la crítica es que todos han coincidido en alabar el uso del piano. Todos sorprendidos por lo bien que suena el piano en las nuevas canciones. Y sí, efectivamente suena bien. Pero... ¿Qué discos escuchan los críticos de ahora? Algunos de mi generación hemos mamado mucha Tori Amos y estos sonidos de piano que nos ofrece Lana son como un aperitivito antes de una gran comilona comparándolo con lo peor de Amos, que es infinitamente mejor que esto. Así que por todo eso, la nota más justa que podemos emitir es un 80 sobre 100 y gracias a Jack Antonoff. No lo olvidéis.



VALORACIÓN EXQUISITECES: 80

MEDIA DE LA CRÍTICA: 88
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...